Después de que el gobierno mexicano confirmó la detención de Inés Coronel Barreras, suegro del capo del narcotráfico Joaquín “El Chapo” Guzmán, se han desatado reacciones en el país del tricolor sobre esta aprensión.

De acuerdo a los analistas, esta detención no es más que otro “rasguño” para uno de los carteles más grandes de América.

“Al que deberían de haber capturado es a ‘El Chapo”, pero no lo han logrado, tienen muchos meses persiguiendo”, dijo el analista José Reveles.

Y es que muchos mexicanos están cansados de que las autoridades presuman agarrar a cabecillas de los carteles, pero la situación en el país y la violencia no cambia.

Por otra parte, J. Jesús Esquivel, autor del libro llamado “La DEA en México”, dice que “El Chapo” no ha regresado tras las rejas por las redes de corrupción en México.

Incluso, Esquivel escribe en su libro que la misma agencia antidroga en los Estados Unidos, le propuso al presidente Felipe Calderón un plan para atrapar en 15 minutos a “El Chapo”, pero fue rechazado por la Secretaria de la Defensa Nacional.

Según informes del Gobierno mexicano, así como de las agencias estadounidenses DEA, CIA y FBI, el cártel de Sinaloa, encabezado por "El Chapo", es el principal exportador de droga no sólo a Estados Unidos, sino a otros países de América Latina, Europa, África y Asia.