La Procuraduría General dominicana anunció la detención del exdirector de Prisiones Mario Acosta Santos por presuntamente aceptar un soborno de un prisionero acusado de lavado de dinero procedente del narcotráfico.

El titular de la dependencia, Francisco Domínguez Brito, dijo a medios locales que Acosta Santos está en la cárcel preventiva del Palacio de Justicia, en el Distrito Nacional, a espera de que un tribunal le informe la medida de coerción en su contra.

El exdirector de Prisiones, según el funcionario, fue detenido tras una investigación que se abrió en abril por supuestos vínculos con Pascual Cordero Martínez, alias "El Chino", arrestado luego de ser identificado como miembro de una red de lavado de dinero.

Acosta Santos, quien ocupó el cargo desde febrero pasado hasta el 17 de agosto, un día después de la toma de posesión del nuevo presidente del país, Danilo Medina, recibió supuestamente 1 millón de pesos (unos 25.500 dólares) de Cordero Martínez a cambio de que le regresara a la cárcel de La Victoria (norte de Santo Domingo), la más poblada del país, desde la de Higüey, en el oriente del país.

Domínguez Brito dijo tener grabaciones de conversaciones telefónicas, autorizadas por un juez, del exdirector de prisiones y Cordero, quienes se comunicaban a través de José Alexis Jiménez, subalterno de este último, y quien también esta preso.

Jiménez fue detenido por el asesinato de un hombre en Santo Domingo, el mismo día que, según la acusación, visitó la oficina del entonces director de prisiones para gestionar el traslado de Cordero.

En declaraciones recogidas por los medios locales, Acosta Santos tildó de "vagabundería" su apresamiento y aseguró que nunca ha aceptado sobornos.