Una niña de seis años que se encontraba en la casa donde estaban secuestradas tres mujeres desde hace alrededor de diez años en Cleveland, Ohio, es al parecer hija de una de las secuestradas.

La niña sería hija de Amanda Berry una de las cautivas y quien el lunes hizo el llamado desesperado a la Policía, el cual facilitó el rescate.

Las autoridades no dieron detalles de quién sería el padre, ni si es alguno de los tres hermanos hispanos que han sido detenidos en el caso, según las autoridades.

"Soy Amanda Berry ... he sido secuestrada, y he sido dada como desaparecida desde hace 10 años. Y aquí estoy. Ahora soy libre", dijo Berry en su llamado desesperado a la Policía después de identificarse a sí misma.

La niña era una de las habitantes en la casa, dijo el subjefe de Policía de Cleveland, Ed Tomba, en una conferencia de prensa televisada.