Hay unos ladrones que roban joyas, autos, aparatos electrónicos, pero este ladrón decidió tener papitas fritas para toda la vida. 
 
La policía de Dallas está buscando a un ladrón que se llevó alrededor de $2,000 dólares en papitas fritas y salsas. 
 
Las autoridades informaron que un hombre estaba entregando papitas de Frito-Lay en una tienda ubicada en la cuadra 900 al en South Hampton Road y dejó el camión con las llaves pegadas. 
 
Cuando el hombre regresó, la camioneta ya no estaba. 
 
Según reportes de la policía, el conductor inmediatamente regresó a la tienda para ver el video de seguridad del estacionamiento. 
 
El hombre dijo que vio a un hombre caminar alrededor del camión repartidor y de repente ya no estaba.