Erróneamente los ataques cardíacos se vinculan mayormente con los hombres, sin embargo los ataques al corazón tienen una incidencia en las mujeres mucho mayor de los que ellas creen.

Según algunos especialistas, la gran mayoría de las mujeres piensan que las enfermedades coronarias son predominantemente de los hombres, pero por eso los ataques al corazón matan a más mujeres que cualquier otra enfermedad cada año, y es que los síntomas la mayoría de las veces pasan desapercibidos.

Por eso es importante que las mujeres estén atentas a síntomas como la fatiga, la falta de aire, la presión en el pecho o una supuesta indigestión, pues estos son síntomas que se podrían deber a algún evento cardíaco.

Los cardiólogos recomiendan que las mujeres después de los 40 años se hagan chequeos médicos para saber si su corazón está trabajando correctamente.