La llamada Teoría Naranja le permite controlar el progreso de su ejercicio físico de manera mucho más fácil con el uso de nuevas tecnologías, y es que las tecnología está cambiando la manera en que hacemos ejercicio en el gimnasio.

Esta nueva técnica, conocida en inglés como Orange Theory Fitness, es un entrenamiento que ha revolucionado la industria del deporte, gracias al uso de monitores que miden la frecuencia cardíaca, cambiando drásticamente la forma en que hacemos ejercicio.

Esta nueva forma de ejercitarse baja el volumen de grasa corporal y aumenta el nível de músculo gracias a que acelera el metabolismo, a base de interevalos de ejercicios monitoreados todo el tiempo en el que se va viendo la cantidad de calorías que se van quemando.

Están por abrirse 130 centros para la práctica de esta técnica en todo Estados Unidos.